Lunes, 19 de mayo de 2008
Atún
 
 
   El hombre ingresa al bar con pasos ponderados y se ubica en un extremo de la barra desde donde puede otear con discreción lo que sucede en el lugar. Pide una cerveza, enciende un cigarrillo y ojea de pasarraya a las chicas cercanas. Nadie lo ha notado de manera especial, lo que le da cierto sosiego. El hombre que debe eliminar para cobrar los cinco mil dólares se supone que va llegar pronto según lo escuchó decir sobre el teléfono. Como no puede darse el lujo de fallar ha estudiado cuidadosamente a su presa, lo ha visto y hasta le ha hablado fingiéndose mecánico, por lo que no corre el riesgo de confundirlo con otro hombre. Su plan es aprovechar el momento en que éste deba ir al servicio sanitario y ahí liquidarlo de manera silenciosa, expedita y fulminante. El hecho de que se le ofreciera un premio adicional si lo eliminaba en el bar El  Embarcadero lo ha obligado a correrse el riesgo de hacerlo en circunstancias que hacen más problemático su escape. Pero si lo hace como lo tiene planeado cree que lo logrará.
 
Otro hombre se  acerca y le entrega unas llaves. "La motocicleta está a treinta metros de acá," le dice.
"Perfecto!" responde.
 
Pide otra cerveza.
Una mujer morena de unos 23 años y con muy buena figura vistiendo un ajustado traje rojo se ubica a su lado.
Mientras espera se entretiene tomando cerveza y viéndole el trasero a la mujer , que es casi de antología por su forma y proporciones.
 
Por fin lo ve llegar. Lo ve saludar a dos hombres más en una mesa y sentarse con ellos. Lo ve pedir algo de tomar, y espera.
 
Su víctima se levanta, y como esperaba, lo ve dirigirse hacia el sanitario.
 
Él se prepara; de repente se oye un burunbún en una esquina y dos hombres se lían a golpes.El lugar se vuelve un maremagnum en la refriega.
Después de unos minutos la situación está de nuevo en calma, pero hay un hombre muerto en la barra. La sorpresa es general. Después de inspeccionarse el cuerpo se descubre un afilado estilete clavado en la región de la nuca que lleva al bulbo raquídeo.
 
"¿Cómo sucedió esto?"
"¿Qué se hizo la mujer de rojo que estaba acá?
 
Silencio.
 
Y el ruido ensordecedor de una motocicleta de alto cilindraje que pasa rauda frente al bar.

"Jorge Vargas" <[email protected]>

Tags: ATUN, MUJER, hombres, chicas, morena, 5000dolares

Publicado por ChemaRubioV @ 20:16  | RELATO .
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios