Lunes, 26 de mayo de 2008

Desde el propio Estado de Honduras

¡Atentan contra la independencia de magistrada y fiscal!

Tegucigalpa.- (Prensa sin Censura PSC, domingo 25 de mayo, 2008).- La
magistrada Tirza Flores y el fiscal Jari Dixon, ambos participantes
de la huelga de hambre que por 38 días emprendieron en los bajos del
Congreso Nacional junto a 50 personas en todo el país, enfrentan
ahora la persecución de las autoridades superiores, en franca
violación a sus derechos sociales.

Al concluir la asamblea popular realizada en los bajos del Congreso
Nacional el sábado 24 de mayo, el fiscal Dixon reveló a PSC que su
expediente ha sido revisado de nuevo, supuestamente a petición del
fiscal General Leónidas Rosa Bautista, sobre quien pesan una serie de
denuncias por irregularidades administrativas y de supuestos actos de
corrupción en su carácter de Fiscal General de la República.

Dixon sostuvo que "sí, ya mi expediente de despido ya volvió a ser
reactivado, abrieron el proceso a prueba y lo más seguro es que nos
vayan a despedir, pero eso no implica que nosotros sigamos en este
proceso de transparencia del sector justicia".

Añadió que esos son los riesgos que uno asume cuando se mete a este
tipo de movimientos y esperamos seguir en la lucha,
independientemente de lo que nos pueda pasar en el Ministerio
Público.

Por su parte la abogada Tirza Flores, magistrada propietaria de la
Corte de Apelaciones de San Pedro Sula denunció que fue citada a una
audiencia de descargo por la Corte Suprema de Justicia con 24 horas
de anticipación sin ponerla en conocimiento claro, de cuáles son los
cargos que se le imputan y sin darle la posibilidad de los medios de
defensa a que tiene derecho.

Flores señaló que "no nos estamos sustrayendo al proceso, lo que
estamos haciendo es diciéndoles que nos sometemos al proceso pero nos
tienen que dar las garantías de ejercer una exhaustiva defensa y de
que se nos respeten todos nuestros derechos profesionales".

La magistrada recalcó que ella no se ha declarado en rebeldía en
ningún momento, ya que presentó una nota expresando las razones de no
comparecer al momento en que fue citada.

"Considero que es una represalia incluso por nuestra participación
dentro de la Asociación de Jueces por la Democracia y por el
ejercicio jurisdiccional independiente que hemos hecho siempre desde
de la Corte de Apelaciones de San Pedro Sula", sostuvo la magistrada.

La Corte Suprema de Justicia considera que la magistrada Tirza Flores
desobedeció una sentencia y por lo tanto debe sancionársele con
despido, de acuerdo con la Ley sobre Justicia Constitucional.




Sin embargo la togada apuntó que ese señalamiento es "una agresión
directa a la independencia judicial de la Corte de Apelaciones de San
Pedro Sula".

Trascendió en medios de prensa escritos, que La Corte Suprema de
Justicia (CSJ) estaría buscando una justificación para despedir a los
y las magistradas de la Corte de Apelaciones de San Pedro Sula y para
ello les inició una investigación porque, supuestamente, no
ejecutaron una sentencia que emitió la Sala de lo Constitucional hace
dos años.

A los magistrados Armando Lozano Martínez, quien preside la Corte de
Apelaciones; María Fátima Baide de Mena y Tirza Flores de López, la
CSJ los citó para el jueves último, para que, en audiencia de
descargo, respondieran el porqué no ejecutaron la sentencia que la
Sala de lo Constitucional emitió a favor de Sumaya Handal, Fernando
Enrique Almeida y Dionisio Gutiérrez Perdomo.

Sin embargo, los magistrados aseguran en una carta entregada a los
medios de comunicación, que a través de los jueces ejecutores se
buscaba "obtener un sobreseimiento definitivo a favor de la señora
Handal (Sumaya) en abierta lesión e injerencia a la independencia
jurisdiccional de la Corte de Apelaciones".

Los tres magistrados debieron de presentarse el miércoles ante el
director de administración de personal de la CSJ, José Antonio
Salazar, pero no acudieron argumentando que la citación la recibieron
un día antes a las 4:20 de la tarde.

En la carta que también enviaron a Salazar reiteran que la Corte de
Apelaciones consideró que existían indicios suficientes para seguir
el procedimiento contra la señora Sumaya Handal y Dionisio Gutiérrez,
para esclarecer los hechos en un juicio oral y público.

Antecedentes del caso de corrupción
El 14 de diciembre del 2004, la Fiscalía presentó requerimiento
contra Dionisio Gutiérrez Perdomo y Sara Sumaya Handal Hawit, por los
delitos de violación de los deberes de los funcionarios en perjuicio
de la administración pública y defraudación fiscal, en su grado de
participación de cómplices en perjuicio de la economía del Estado de
Honduras.
En esa misma acusación, proceden contra Héctor Moisés Polanco Peña,
José Tiburcio Polanco Peña y Merlin del Cid, por suponerlos
responsables a título de autores de defraudación fiscal, en perjuicio
de la economía del Estado.
A Sara Sumaya Handal Hawit se le señalaba en su condición de
administradora de aduanas "La Mesa", por lo que debía de supervisar y
controlar el procedimiento aduanero, permitiendo que Gutiérrez
estuviera durante unos ocho meses asignado al canal de selectividad
verde, despachando mercadería procedente de Panamá, sin la revisión
física correspondiente, indica el requerimiento.
Refiere que se provocó la subvaluación de mercadería presentada por
la agencia aduanera Polanco propiedad de los hermanos Polanco Peña,
quienes actuaron en representación de una cadena de negocios que
venden ropa.
El Juzgado de Letras, ordenó el sobreseimiento de los imputados el 14
de enero del 2005, por lo que la Fiscalía y la Procuraduría
interpusieron los recursos de apelación, por no estar conforme.
En junio de ese mismo año, la Corte de Apelaciones de san Pedro Sula,
revocó el sobreseimiento definitivo que se dictó a favor de los
imputados, pero los defensores interpusieron un recurso de amparo
ante la sala de lo Constitucional, el cual fue otorgado a favor de
Handal y Gutiérrez.
Para los magistrados sampedranos, la sala de lo Constitucional,
"transgredió lo establecido en el artículo 63 de la Ley sobre la
Justicia Constitucional, al no determinar con precisión la conducta a
cumplir, con las especificaciones necesarias para su debida
ejecución".
Explican, que "ante la sentencia omisa y ambigua de la Sala de lo
Constitucional; la Corte de Apelaciones con fecha 17 de septiembre
del 2007 procedió a interpretar dicha sentencia y dictar una nueva".
Señalan que con sólo la declaración de un testigo que indicaba que el
sistema de asignación de canales de selectividad era aleatorio, "no
era suficiente para sobreseer definitivamente, pues existían indicios
que podían llevar a suponer que dicho sistema no estaba funcionando
bien y que quien debía reportarlo era Gutiérrez", además que había
una circular, donde se obligaba a la revisión física de la mercadería
procedente de Panamá.
Por Marvin Palacios
Reenvía este correo a tus contactos


--
--------------------------------------------
Prensa Sin Censura (PSC-HN)
Colectivo de prensa transmitiendo desde una carpa en los bajos del
Congreso Nacional.
Tegucigalpa, Honduras, C.A.
Web: www.psc-hn.tk
Mail: [email protected] 


Tags: honduras, periodistas, fiscales, huelga, hambre, expresion

Publicado por ChemaRubioV @ 16:06
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios