Mi?rcoles, 28 de mayo de 2008
Issa Martínez <[email protected]> escribió:
Querida Celeste, estaba triste, muy triste por tu desaparición, porque mientras las cosas se desarrollaban y te informaba, no obtenía respuesta de tu parte.
¡Yo quería que vieras las respuestas de la gente!
Porque la solidaridad de todos quienes te defendieron y protegieron fue verdaderamente increíble.
Y debo decir que me sentí decepcionada porque no aparecías ni respondías, sin saber que estabas fuera y sin saber también que lo que estabas pasando, como buena escritora de sensibilidad especial, te había afectado mucho.
No sabemos si fue Google o la persona que plagió tus textos quien eliminó el blog, al menos yo no lo sé.
Mi desencanto no era precisamente por mí, sino porque no sabía qué decir a TODAS esas maravillosas personas que se solidarizaron contigo y conmigo en consecuencia, y sin las cuales, yo no podría hacer nada en estas cuestiones: ni individualmente ni como co-responsable de REMES.
Voy a tomarme la libertad de hacer llegar tu correo a todos los sitios en donde nos brindaron su apoyo.
¡Para que sepan que al fin apareciste!
Y desde luego, que como alguien presintió, había una fuerte razón para tu distanciamiento y silencio involuntario.
 
Abrazos y a seguir...
 
Issa M. Martínez Llongueras
Co-responsable General: REMES
Subdirectora Palabras Diversas
 
 
Revista Literaria Palabras Diversas
http://www.palabras diversas. com/
[email protected] palabrasdiversas .com
 
Red Mundial de Escritores
En Español: REMES
http://www.redescri toresespa. com/
 
 
----- Original Message -----
Sent: Tuesday, May 27, 2008 12:18 PM
Subject: Fwd: Plagio

De entrada, un abrazo a todos...
 
Les escribo nuevamente, esta vez para agradecerles infitamente el apoyo que todos me brindaron respecto a mi caso de plagio. Sería inútil tratar de poner en palabras lo que siento ahora, pero al menos intentaré dejarles, en pago, mi corazón en estas líneas.
 
Las inmensas demostraciones de cariño, de solidaridad, de admiración que recibí hacen que lo que hay dentro de mí se vuelque hacia todos ustedes con la magnitud inconmensurable de un corazón que sintió resquebrajarse y perder la fe en los demás y que ha sido rescatado precisamente por aquello que había puesto en duda.
 
Cuando llegué aquí ayer en la mañana encontré todos sus comentarios y correos, además de los que habían sostenido mis ánimos antes de irme el viernes en la tarde. A medida que avanzaba el día y tuve oportunidad de revisarlos todos, de recibirlos e internalizarlos, pensaba en lo afortunada que soy y di gracias a Dios por esta prueba. Mas, al final de la tarde mi corazón volvió a flaquear ante otros casos que encontré mientras revisaba la información que algunos de ustedes me hicieron llegar.
 
Me fui desencantada y pensando si sería posible que esto tuviera un final feliz. Quizás por la intensidad de mis pasiones sentí el impulso de cerrar mi blog, de dejar de escribir en la red, de guardar mis letras en un cajón hasta que, tal y como me sucede en la actualidad, tuviera oportunidad de registrarlas y poder compartirlas con los demás sin miedo a quedarme sin ellas...
 
Al llegar a casa y compartir lo que sentía, lo que pensaba, recibí una vez ese gesto de "encogerse de hombros" y decir: "Esos son los riesgos". Pensando en todo esto me dí cuenta de que me estaba rindiendo y de que no podía permirtírmelo.
 
Esta mañana al llegar y abrir mi correo me encontré con la noticia de que el que el blog que plagió mi texto fue eliminado. Me alegré, no por el hecho de que lo eliminaran pues para mí hubiera sido suficiente con que colocara un enlace a mi texto. No esperaba que el espacio fuera eliminado, porque me parece que esto permite a esta persona huír sin enfrentar lo que hizo y quizás abrir otro blog y seguir haciendo lo mismo. Pero, aún así, me alegré porque me sentí reafirmada en mis convicciones.
 
Sé que todo esto no es más que la punta de un iceberg y que puede parecer una utopía querer resolverlo definitivamente o evitar que el plagio del contenido en red sea tan común. Sé que parecería una causa quijotesca. Mas prefiero ser tildada de ilusa e ingenua y levantarme una lanza y un escudo para batirme a duelo con los molinos, que cruzarme de brazos y detener el paso. Más aún a sabiendas de que hay tantas personas como yo, como cada uno de ustedes, que merecen y necesitan apoyo a sus letras, a sus contenidos, a sus obras, a la privacidad, individualidad y personalidad de la cotidianidad que comparten.
 
Ustedes me apoyaron, me defendieron y me cuidaron, se unieron todos en mi causa y esas acciones lograron su objetivo. Eso me alienta. Me da una esperanza y me impulsa a librar la misma lucha. Sola, no hubiera podido, yo era simplemente David frente a Goliat, mas el apoyo de ustedes significó la gracia, la virtud, la inteligencia, la razón, la justicia y la protección divina que hizo que el pequeño, venciera al gigante, al menos en una batalla.
 
Sé que unidos podemos lograr que cada día suceda un pequeño milagro, que cada causa por utópica o imposible que parezca se cristalice en realidad o, al menos en pequeñas realidades que sirvan de escalón para alcanzar las metas.
 
Por mi parte, esto significa un compromiso con ustedes y con todos los que como yo han pasado por esto. Un compromiso para seguir adelante con paso más firme y con la convicción de que a pesar de los vientos que soplen en contra, voy por el camino que elegí, hacia mi sueño.
 
Quiero reconocer muy especialemente el mérito de la Red Mundial de Escritores en Español (REMES) por toda la ayuda, la orientación, el aliento y el apoyo que me brindaron, muy especialmente en la persona de Issa Martínez, a todo el equipo que lo conforma y sus participantes y colaboradores, a Catalina Zentner, Verónica Curuchet, O T Socas, Dinora y en fin, a [email protected] ustedes, con el corazón en la mano.
 
Les dejo un profundo abrazo y les reitero mi cariño, mi admiración y mis respetos, además de agradecerles por esta lección a todos.
 
Como siempre...
 
Beso celeste.
 

---------- Forwarded message ----------
From: Celeste Deep <[email protected] gmail.com>
Date: 23-may-2008 12:24
Subject: Plagio
To: [email protected] hotmail.com

 
Estimados amigos:
 
En esta oportunidad me dirijo a ustedes por cuanto creo necesario y justo hacer público que uno de los textos de mi blog "Celeste a Diario" ha sido publicado en otra página sin autorización y sin mencionar los créditos que corresponden en estos casos. De hecho, esta persona, firma con su nombre mi texto. Desde el momento en que lo comprobé he estado en una especie de shock. En un principio me sorprendió, luego me sentí realmente indignada y muy molesta. Desde entonces he sentido y he pensado mil cosas y por un instante llegué a reprocharme a mí misma por concluir que estaba degradando todo a una simple cuestión de ego. Ya más calmada y lejos de la pc, me he dado tiempo para decidir cómo afrontar esta verdad.
 
Tengo conciencia de que muy probablemente no es el único caso ni el primero, así como también tengo conciencia de que este riesgo lo asumí desde el primer instante en que decidí hacer públicas mis letras, por ello no pretendo convertir este hecho en una pelea de derechos de autor ni nada de eso, aún cuando justamente desde hace una semana, me encuentro realizando los trámites de registro de mi obra. Sin embargo, hay razones, también de conciencia, que me obligan a escribirles y compartir este caso, principalmente por el respeto, el cariño y la admiración que me han manifestado, sentimientos que además son en todos los casos, recíprocos.
 
Muchos de ustedes también escriben y publican en la red. Tal como en mi caso, más que simple inspiración o poesía en el mero sentido literario (aparte de que podamos hacerlo por ocio o afición) escribimos cosas que están intimimamente ligadas a nuestras vidas. Cosas que nos tocan a diario y que decidimos compartir. Gracias a esa decisión, he tenido la fortuna de ser protagonista y espectadora de cambios completamente radicales en mi vida y en mi manera de ver y sentir lo que me rodea y lo que me sucede. He conocido personas maravillosas, el caso de cada uno de ustedes, quienes de una manera u otra, más o menos personal, se han integrado a mi día a día y me han enriquecido como persona, como ser humano, más que cualquier cosa que se pueda comprar, pagar o demandar.
 
Admito que ciertamente me sentí ultrajada por la publicación de mi post en otro blog sin mi consentimiento. Pero, más que por el plagio, me sentí dolida por el significado que tiene para mí ese texto en particular. Sentí que habían lastimado mi fe en los demás. Dudé desde el primer momento de la "buena fe" de esta persona. Sentí también mancillada mi ingenuidad. Anteriormente había experimientado esto en un par de ocasiones. En un primer caso fue un malentendido que por fortuna se aclaró inmediatamente. Al segundo caso no pude hacerle seguimiento y sin embargo aunque sentí susto y sorpresa también, no me afectó tanto como en esta oportunidad. A pesar de ello seguí escribiendo y publicando y confiando en el mundo. Cuando por un instante sentí perder esa confianza y sentí deseos de no continuar escribiendo mi blog, me asusté verdaderamente y pensé en todo lo que mi blog me ha dado hasta ahora. De allí que concluyera que más allá del hecho de que alguien se atribuya mis letras, lo que más me duele es que alguien se atribuyera lo que sentí y pensé cuando escribía esa "Declaración" y precisamente por respeto a lo que siento, a lo que pienso y a lo que soy, les escribo esto.
 
Quiero agradecer muy especialmente a Michel, a Dinora, Tux y Juan Carlos quien además mencionó el honor que tengo de participar como invitada en la página digital del prestigioso diario venezolanano El Nacional, por el apoyo inmediato que me ofrecieron y quiero agradecerles a todos ustedes porque detrás de lo que puedan significar mis letras, están sus comentarios, su aliento, su apoyo y su cariño. Porque detrás de lo que siento y pienso cuando escribo, está el sentimiento y el pensamiento de cada uno de ustedes que en algún momento se sintió identificado o conmovido o simplemente llegó a gustarles. Porque detrás de todo lo desagradable que he sentido por este asunto, me he dado cuenta de lo importante que han llegado a ser ustedes para mi y de lo que significan verdaderamente todas las líneas, los versos y los puntos que he dejado en mi espacio y que de alguna forma han hecho ustedes suyo.
 
Sigo sintiendo la misma lástima que le manifesté al administrador de ese blog -porque autor no creo que sea de nada- pero ahora además de la misma lástima, siento también agradecimiento porque su acto más que aprovecharse de mí, permitió que yo lo aprovechara para darme de cuenta de todo cuanto he tratado de expresarles aquí.
 
Reciban todos mi más profundo agradecimiento, mi respeto, admiración, mi cariño y mis mejores deseos para ustedes.
 
Como siempre,
 
Besos celestes.
 
-- Celeste


--
Celeste


Issa Marcela Martínez Llongueras

Tags: celeste, plagio, blog, google, redescritores, palabrasdiversas

Publicado por ChemaRubioV @ 17:45  | AGENDA CULTURAL
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios