Jueves, 26 de junio de 2008

Nuestra  vida es un largo camino trazado por tu existencia amada.

Eres el  campo fertilizado  en donde crece  la semilla,

huella vibrante que guía nuestro largo viaje,

vida que nos regala lo más preciado:¡ tu misma!,

inspirada por el amor y guiada por la sabiduría.

 

Tu incondicionalidad,

 que no traiciona,

se mece como el bambú ante el huracán,

pero no se rompe.

 

Tu temor a herirnos o perdernos se desvanece

ante nuestros triunfos y madurez,

tu corazón se llena de gozo

ante el menor de nuestros logros.

 

Sal al jardín y deja que la noche nos arrulle,

estoy aquí,

                  en  tu sueño,

                                       universo de luz.

                                                                  No te vayas madre,

                                                                                                 mira que sin ti

                                                                                                                         no llegaré.

LUIS TEJADA YEPES


Tags: amor, viaje, fertilizado, existencia, temor, corazon, sueño

Publicado por ChemaRubioV @ 20:05  | POESIA
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios