Mi?rcoles, 21 de agosto de 2013

¿Cuantas veces  cada año, repites el dar la vuelta a la memoria de las gentes que conforman tu universo?

 Todo depende. En mi caso , supongo que al igual que la mayoría de los demás cerebros... recuerdas más por ser de carácter obsesivo, de repetir el caminar por los mismos lugares , el releer más a los amigos que a los enemigos, y en no darte por vencido en el fracaso de los años, entonces te vuelves a repetir, y en los pasos mejorados por la experiencia  te vas haciendo más fuerte y ya dejas de temer a la tristeza porque la vas abandonando poco a poco , te vas convirtiendo en más feliz.

http://www.stefanoalbertini.org/files/julioanguita.jpg

 

Apenas conocí a J.  A. Parrado. Pero en los 3 cursos ( hizo cinco , pero en los dos siguientes no creo haberlo visto… supongo que ya harto de teoría) en que habitó y se implicó en la Facultad de Ciencias de la Información , hablamos, lo mismo al pedir un café con leche en vaso de caña, que alguna cañita con un pincho de tortilla al mediodía. Entre el pedido ( yo era por entonces un renombrado camareta universitario, y desconocido poeta, casi como ahora) que nos hacía y el tiempo en que era atendido , recuerdo sus facciones como si lo tuviera frente a mi, sonriéndome , ironizando de todo porque creo recordar que a todo lo sacaba punta , y el que yo supe quien era, una mañana a eso de las 11, cuando iban como 6, o 7 chicos, es curioso, ese día no recuerdo ninguna chica, después de poner la política a debate, entre ellos, y yo seguro que sin poder callarme, yo acuso a alguien de rojo... y no se qué pasa, yo acepto mi rojerio por entonces no muy cuestionado, y J. A. Parrado que ya se iba, se vuelve  y suelta medio descojonado, tu si que eres rojo, más que Julio Anguita. Alguien lo mira sorprendido, otro me clava los ojos y dice una fantasmada para apartar mí vista de Parrado, y yo le digo algo así como que soy más Chema que Julio. Y si no fue esta la frase de despedida, ellos también me silabeaban, ya, si claro, etc., como digo ahí quedó esa imagen que cierta o no, yo he recreado en mi consciencia una y otra vez desde que una aciaga mañana en que apenas pegué ojo, a eso de las 6 de la madrugada, en Buenos Aires, al leer el periódico en un cibercafé se me desvaneció la vida por unos minutos. No podía creerlo. Si es mentira cuanto cuento, allí mismo empezó todo, y mi memoria no debe tener crédito alguno.      

 

¿Cuantas veces  cada año, repites el dar la vuelta a la memoria de las gentes que conforman tu universo?Depende. Todo depende. Depende tanto de lo que te deje el ombligo omnipresente, de lo que trabajes para dios, o de lo que sueñes con la belleza lejos de la muerte amiga.

Murio el 7 de abril de 2003.Uno de los últimos homenajes que le rindieron fue en Malaga, y fue compartido también por otro periodista caido en Irak,José Couso,  y formado también el la Facultad de Ciencia de la Información de Madrid, el 20/04/2011.



Publicado por ChemaRubioV @ 10:54  | ARTICULO
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios